Blogger Widgets

lunes, 27 de mayo de 2013

Violencia de género y Mediación: ¿es posible?


Hace algunos días nos encontramos con la siguiente noticia:

Juristas y feministas alertan de que la mediación no sirve en violencia machista
Fuente: europa press (Mayo 2013)

Representantes de la justicia española y varias asociaciones feministas españolas han alertado este martes de que la mediación en los casos de violencia de género, recogida en la reforma del Código Penal planteada por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, no sirve en la violencia de género.
En unas jornadas organizadas por el PSOE sobre los efectos de esta reforma normativa en la lucha contra la violencia de género, las participantes han coincidido igualmente en que esta reforma normativa supone el desmantelamiento de las políticas claves en la lucha contra la violencia de género.

La magistrada y vocal del Consejo General del Poder Judicial y presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, Inmaculada Montalbán, cree que este anteproyecto de ley supone igualmente el "derribo" de las "líneas fundamentales" de la violencia de género, que fueron consensuadas por todos los partidos políticos en su momento y que "están dando buenos resultados"
ES UN ERROR SUPRIMIR EPC
En primer lugar, ha rechazado que el Gobierno haya suprimido en la reforma educativa la asignatura de Educación para la Ciudadanía (EpC)porque, en su opinión, representa el "motor" de la Ley integral de violencia de género, y es clave en la educación en igualdad para futuras generaciones.

Igualmente, entiende que el anteproyecto supone "una vuelta atrás" porque se dejan sin reproche judicial a las vejaciones injustas, como los insultos, a la vez que se abre la puerta a la multa económica en los delitos de violencia de género o que la mediación, que se propone en la reforma legislativa, "no cabe en los delitos de violencia de género", así como la supresión del agravante del delito de violencia habitual de menores en el domicilio.

"Estamos en una época en donde se trata de trabajar para seguir implantando la Ley Integral que da buenos resultados en el ámbito y tenemos una organización ya establecida y personal formado y ahora toca implantarla en todos sus caminos y las medidas a las que asistimos, tanto el anteproyecto como supresión EpC, suponen un desmantelamiento de parte de la normativa específica en la violencia de género", ha sentenciado.

Desde el Consejo General de la Abogacía, la vocal de la subcomisión de violencia contra la mujer, Carmen Larramendi, ha subrayado que se tendrían que incluir en la reforma y, como delito leve, las vejaciones, a la vez que ha criticado que en las lesiones leves de maltrato se exija una denuncia previa.

La presidenta de la Asociación de Mujeres Juristas Themis, Ángela Cerrillos, opina que esta reforma legislativa supone un "torpedo en la línea de flotación de la ley de violencia de género", porque en la materia sólo se considerará delito a la violencia física y ya no servirán únicamente los partes médicos.
MAYOR IMPUNIDAD PARA LOS CULPABLES
Según ha advertido, quedarán impunes muchos casos de violencia de género gracias a esta reforma, en la que avisa también de que el legislador ignora organismos que fueron creados por mandato de esta ley, como el Observatorio estatal de violencia contra la mujer.

Sobre la mediación, critica que se introduzca de forma genérica en esta reforma para la suspensión de la pena, cuando es contraria a la Ley Integral de Violencia de Género. "Es un retroceso", sentencia.

Desde la Federación de Mujeres Progresistas, coinciden igualmente en que esta reforma del Código Penal va a suponer una mayor impunidad a los agresores, aparte de un mayor sufrimiento a las víctimas. "Es un retroceso gravísimo que no se considere un agravante que un menor presencie un delito o la exclusión de la multa", ha apuntado.

Ana María Pérez del Campo, presidenta de la Federación de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas, ha pedido que se defienda "con uñas y dientes" las leyes contra la violencia de género, frente a la "deriva revisionista" del PP. En este sentido, ha dudado de si esta reforma representa un conjunto de medidas para volver a obligar a las mujeres a encerrarse en casa.

Finalmente, María Serrano, de Amnistía Internacional, se ha quejado de que la respuesta judicial está fallando en la respuesta a violencia de género o que las reformas del PP en materia sanitaria impiden la asistencia sanitaria a las mujeres traficadas.

 

¿Creéis que la mediación tiene cabida en casos de violencia de género?


¿Es posible la Justicia Restaurativa para ciertos casos de violencia de género?

 



6 comentarios:

  1. Ana Belén López Nuñez27 de mayo de 2013, 4:21

    Cabida desde luego que tiene, ya que cualquier vía a probar siempre es mejor que nada. Es obvio que en ciertos casos no sería efectiva pero cualquier posibilidad de mejora es valorable.

    ResponderEliminar
  2. En estos casos más que de mediación familiar deberíamos hablar de mediación penal. En mediación la soluciones del conflicto conllevaría que la víctima comprendiera la motivación de su agresor, sus circunstancias, y esperar quizá...¿una petición de perdón? NO, definitivamente no

    ResponderEliminar
  3. La mediación es un recurso con capacidad para resolver cualquier conflicto; de ahí que se configure como alternativa a cualquier otro y en particular, en relación con la Administración de Justicia.

    De esta manera, la utilización en conflictos de violencia de genero debería depender de que se cumplan o no los presupuestos de su aplicabilidad al conflicto concreto y que la misma, finalmente pueda ofrecer un acuerdo y con él, la satisfacción de las partes en litigio.

    A quienes rechazan la intervención de la mediación en esta categoría de conflictos yo les diría que dejen que sean las partes quienes puedan tomar esta decisión, para no perjudicar un recurso, que para otras puede resultar útil.

    Me confieso un defensor de la mediación por muchos motivos y entre ellos uno: La mediación ofrece garantías para evitar que sea utilizada cuando la victima de violencia de genero no quiere sentarse hablar con su agresor y únicamente pretende que sea la Administración de Justicia el recurso para reparar el daño sufrido

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este es precisamente el quid de la cuestión, que Gallardón y otros NO CONOCEN la realidad de la que hablan, NO SABEN que la víctima se encuentra completamente anulada, no saben que no es posible enfrentarse al agresor cara a cara sin que exista una gran alteración anímica y mucho sufrimiento y MIEDO TERRORÍFICO; NO SABEN que si la mujer negocia y perdona retirando la denuncia o se le impone al agresor "trabajos para la comunidad " como sustitutivo de la pena (de cárcel, de 6 a 12 años si ha habido violación además de palizas, que habitual,o alejamiento, actualmente) QUEDA IMPUNE la agresión y el mensaje para el machista es que NO PASA NADA por MALTRATAR A LAS MUJERES, pues la presencia amenazante del agresor en la misma sala es suficiente para INTIMIDAR su frágil conciencia alterada por su falta de identidad, que ha sido construida sobre los estereotipos de que la mujer cobra valor cuando tiene un hombre a su lado, aunque sea para humillarla, PORQUE ELLA CREE REALMENTE QUE NO VALE NADA.
      ¿Acaso se median OTROS DELITOS de lesiones, retención ilegal, vejaciones reiteradas entre varones ? NOOOOOOOOOOOOO

      Eliminar
  4. Para mi lo realmente importante es concienciar a la mujer de que no hay que esperar, una sola agresión ya es excesiva!!!, en este momento se podria intentar la mediación.
    Pero desgraciadamente la gran mayoria de veces cuando la mujer denuncia es cuando ya ha sido tantas veces victima de las agresiones de su maltratador (físicas y/o psiquicas) que esta tan anulada y tiene tanto miedo a su agresor que la mediación ya no tiene sentido.
    Creo que la educación de nuestros jovenes en la igualdad de genero es la unica forma de prevenir la violencia de genero.
    Y es que todavia queda mucho camino por hacer.

    ResponderEliminar
  5. A mi juicio no tiene cabida, pues se parte ya de la premisa de que no existen igualdad de oportunidades en ambas partes. La victima tiene miedo a nuevas agresiones o ya está conforme con estas. Que puedes mediar con un sujeto que parte de la premisa de que lo bueno es someter a otro con la técnica que sea fisica o psiquicas.
    Verdaderamente la violencia de género es un conflicto, pero no es un conflicto cualquiera, porque la integridad fisica y moral de una persona está en juego. La única posibilidad, y no lo tengo claro, sería desde luego una mediación judicial.

    ResponderEliminar